Seleccionar página

A nadie deja indiferente. Cuando una persona valiente, con talento y trabajadora, cree que lo que hace es lo correcto, pocas cosas pueden detenerla.

Mercedes Carmen Alaya Rodríguez (Sevilla, 20 junio de 1963). Se licenció en Derecho en 1986 con un expediente sobresaliente. Ingresó por oposición en la judicatura con tan sólo 25 años. Su primer destino laboral estuvo en Carmona. Dos años más tarde, Fuengirola. En 1992, regresó a la plaza sevillana para hacerse cargo del juzgado número 20 de primera instancia. Y desde 1998, es titular del número 6 de instrucción. Ha compatibilizado jornadas de estudio o trabajo con su maternidad, faceta que la ocupa desde sus años de universitaria y opositora. Se casó hace treinta años con Jorge Castro García, auditor.

Saltó a la luz de la opinión pública con el caso de los ERES y con el caso de la gestión del equipo de fútbol Real Betis Balompié.

Desde este blog, quiero analizar su lenguaje no verbal resumiéndolo en cuatro adjetivos:

DECIDIDA, FRÁGIL, IMPENETRABLE, CONTROLAlaya ojos

Decidida.- Leve tensión en los párpados y en los labios que denotan saber lo que quiere y hacia donde va.

Sensación de fragilidad.- Delgadez y cuello largo

Impenetrable.- Una sola expresión facial. A lo largo de todo este tiempo la expresión facial de las fotos anteriores es la que suele mostrar.

Control.- Su manera de andar es económica; apenas balancea los brazos, no mueve el cuello, no suele variar su mirada, no cambia de expresión. Denota que sabe bloquear sus emociones.

Supongo que habrá personas que la consideren heroína, y otras personas que piensen lo contrario. Desde el punto de vista del Lenguaje Corporal es una persona fuera de lo común.

 

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.

ACEPTAR

Pin It on Pinterest